La Palma: ¿Por qué se le llama la Isla Bonita?

La Palma: ¿Por qué se le llama la Isla Bonita? - Santa Cruz de Tenerife

La Palma es una isla ubicada en el Océano Atlántico, cerca de la costa africana, y forma parte del archipiélago canario. Junto a Tenerife, La Gomera y El Hierro pertenece a la provincia de Santa Cruz de Tenerife.

La isla de La Palma tiene una forma triangular alargada. Es una tierra de naturaleza densa y espesa gracias a sus multitudinarios pinos y la laurisilva. Además es montañosa, siendo uno de sus puntos más altos el Roque de los Muchachos que cuenta con una altura de unos 2420 metros. Dicho roque alberga el observatorio astrofísico homónimo. En este punto, la astronomía y la naturaleza se dan la mano. Este observatorio, por encima de un mar de nubes, es uno de los complejos telescópicos más completos del mundo y está ubicado en un lugar privilegiado gracias a su atmósfera limpia y sin turbulencias.

La Isla de La Palma también es conocida por su apodo ‘la Isla Bonita’ por su abundante naturaleza. De hecho, es la isla con mayor superficie boscosa de pinos y laurisilva. Desde el año 2002, la isla en su conjunto es declarada reserva de la biosfera. Cuenta con dos parques naturales: la Cumbre Vieja y Las Nieves. Ellos se complementan con el Parque Nacional Caldera de Taburiente. Estos parques acogen varios senderos señalados para los amantes del ecoturismo, quienes acuden cada año para practicar el senderismo y disfrutar del aire puro. La naturaleza de la Isla Bonita se complementa con varios volcanes. Entre ellos, destacan los volcanes San Antonio, San Juan y Teneguía. Este tuvo su última erupción en 1971.

No obstante, la naturaleza no es lo único que ofrece esta isla. En un recorrido por las calles de su capital, Santa Cruz, así como por sus diferentes pueblos percibimos la historia a través de sus muros desde su época aborigen y a lo largo de varios siglos hasta nuestros días. Callejuelas angostas, balcones y patios que recuerdan las visitas de los españoles, portugueses, genoveses, ingleses y holandeses. Cada uno de ellos dejó un legado arquitectónico en esta isla canaria. Así mismo, las colonias flamencas plasmaron aquí su arte tras la incorporación de la isla en la Corona de Castilla. De ello, son testigos hoy la Iglesia de San Francisco y la de Santo Domingo, ambas construidas en su capital Santa Cruz,  y la Iglesia de San Andrés Apóstol en San Andrés y Sauces.

Un emblema característico de la Palma es la artesanía de cerámica, seda, puros, cestería y bordado. La artesanía palmera, delicada y fina, cuenta con una larga tradición. Esta artesanía convertida en verdaderas obras de arte y con un perfecto acabado se puede admirar en sus talleres, museos y tiendas. Los amantes de los museos encuentran aquí una gran variedad. Algunos de ellos son el Museo Etnográfico de José Luis Lorenzo Barreto, el Museo Casa del Maestro, Museo de Arte Sacro Camarín de la Virgen de las Nieves, el Aula de la Naturaleza de las Cancelas las Salinas de Fuencaliente. La Oficina de Turismo ofrecerá la información completa de todo lo que se debe ver durante la estancia en la isla. Si te gusta la arqueología, no te puedes perder el Parque Arqueológico de Belmaco o el Parque Arqueológico El Tendal. Igualmente interesante es el Museo Naval de Santa Cruz de Tenerife.

Por último, queda por mencionar la ruta de San Mao inaugurada a finales de 2018. Esta recuerda los pasos de la escritora chino-taiwanesa durante su estancia en esta isla, hasta que falleció su esposo, José María Quero.

Durante vuestra estancia, podéis degustar la gastronomía típica de la Isla Bonita.


5.00 - 3 votos

Patrocinado