Münchhausen – donde la leyenda y la fábula siguen vivas

Münchhausen – donde la leyenda y la fábula siguen vivas - Internacional

El legendario alemán Hieronymus Carl Friedrich von Münchhausen, más conocido como el Barón de Münchhausen, convirtió su región natal en un referente literario, manteniendo viva así sus fábulas.

El Barón de Münchhausen nació el 11 de mayo de 1720 en Bodenwerder. Perdió a su padre con tan sólo cuatro años. Desde entonces, creció junto a su madre y sus seis hermanos y comenzó a trabajar a los 12 años. En el año 1744 se casó con Jacobina von Dunten. Este matrimonio nunca tuvo hijos. Su mujer falleció en el año 1790. Hieronymus se casó de nuevo a los 74 años con una joven de 20 años, pero este segundo matrimonio no prosperó. El barón falleció en 1797, antes de finalizar los trámites de divorcio. Fue sepultado en la decanía Kemnade.

Hoy, incluso 300 años después de su nacimiento, su imagen y su leyenda siguen vivas en Münchhausen y sus fábulas se siguen leyendo aún hoy en el siglo XXI. Su pueblo natal le dedicó un Museo, el Münchhausen-Museum Bodenwerder, donde se exponen detalles de su vida y de sus historias fantásticas, porque sigue siendo el símbolo de lo increíble.

No obstante, Münchhausen tiene mucho más que ofrecer aparte de la leyenda que rodea este personaje.

El Ayuntamiento de Münchhausen

El ayuntamiento se ubica en una edificación construida de 1603 a 1609 y que fue la casa natal del Barón de Münchhausen.

La casa de la destilería (Brennerei Haus)

Se trata de una edificación antigua, ya que originalmente formó parte de la muralla que rodeó la ciudad.

Bastión semicircular

Esta edificación se construyó en el siglo XIII. Junto con otras tres torres altas de fortaleza y el río Weser que fluía a través de la muralla de la ciudad, proporcionó protección segura a sus habitantes contra los atacantes en el lado oeste de la ciudad.

Farmacia vieja (Alte Apotheke)

En la calle Weser (Weserstrasse) se encuentra la antigua farmacia construida en el año 1625 y entre otras edificaciones actualmente antiguas. Hoy se consideran monumentos históricos y como una verdadera atracción.

La fuente Münchhausen

Esta fuente se encuentra en el paseo peatonal y fue erigida en 1994 por el escultor Bonifatious Stirnber de Aachen. Esta fuente representa a tres de los cuentos más famosos del Barón de Münchhausen:

  • El caballo en la torre de la iglesia.
  • El vuelo de los patos.
  • El paseo en la bala del cañón.

La Iglesia del Mercado de San Dionisio (Marktkirche St. Dionysius)

Se trata de una sencilla casa de adoración construida de la arenisca de Weser. Antiguamente, esta casa de adoración servía a todas aquellas personas del pueblo, que no tenían acceso a la Iglesia del Monasterio. Pero este hecho se cambió en el año 1579 tras la Reformación definitiva.

En el año 1665 se reconstruyó el Santuario y comenzó a usarse como cementerio y como capilla. En el año 1742 se procedió a renovar la la torre que alberga la campana cambiando el aspecto exterior.

Iglesia del Monasterio St. Marien Kemnade

Esta iglesia fue fundada por el emperador Otto el Grande en el año 960 y construida en estilo romano. El Obispo Bruno de Minden la consagró en el año 1046.

El medio caballo

Se trata de la fuente Münchhausen construida de arenisca de Weser acompañada por un caballo de bronce. Encima del caballo se encuentra sentada la imagen del Barón de Münchhausen y representa otra fábula conocida de él. El sistema de fuentes en el parque de la granja Münchhausen (Park des Münchhausen-Gutshof) fue ideada por Bruno Schmitz con motivo del 675 aniversario.

Visita a Münchhausen

Esta región cuenta con varios hoteles y restaurantes para acoger a los turistas que acuden para seguir las huellas de esta leyenda literaria, el Barón de Münchhausen, que fue tachado también de mentiroso. Ello se debe a su gran fantasía, ya que escribió sus fábulas como si él las hubiera vivido realmente tal como las redactó. Por ello, lleva también el sobrenombre de “el barón de las mentiras”. Pero, sobrenombre no le quita su ningún valor en sus cuentos fabulosos que perviven en los tiempos y consiguen dibujar una sonrisa en sus lectores.

Es más, en la psicología se utiliza el diagnóstico llamado Síndrome de Münchhausen. Aunque poco tiene que ver con el personaje real al que debe su nombre, se trata de un trastorno mental basado en padecimientos como consecuencia de crear dolencias inexistentes para asumir el papel de enfermo. Es una forma de buscar atención y protagonismo a través de mentiras por parte de quien lo padece.


5.00 - 1 voto

Patrocinado