Surfea el verano de tu vida

Surfea el verano de tu vida - Sin categoría

¿Eres de los que no contemplan las vacaciones sin playa? Si además eres un ser inquieto y estar tumbado a la bartola todo el día luchando contra las marcas del sol no entra en tus planes , ha llegado el momento de mirar otras opciones. ¿Cómo te suena la idea de hacer deporte, chutarte de vitalidad para mantenerte on el resto del día y conocer a personas de todo el mundo? Este verano he descubierto el plan que combina todas estas experiencias: el Surf.

De hecho, no son pocos los que han decidido subirse a la tabla catapultando la popularidad de este deporte en todo el mundo. Por ejemplo, en Galicia, uno de los destinos de moda nacionales, el alumnado de las escuelas se ha incrementado un 10% este año con respecto a la pasada temporada.

Pero por favor no te imagines el surf como ese deporte solo al alcance de unos cuantos fuertotes dignos de un combate contra el mismísimo Poseidón. Para nada. El proceso de aprendizaje de este deporte está al alcance de todos y sus beneficios son tangibles desde el minuto 0.

Y te preguntarás ahora, ¿cómo comienzo? Nadie de mi entorno lo practica, en mi playa no surfean y las probabilidades de abrirme la crisma son inmensas. Relax. Empecemos por el principio.

Si quieres aprender a surfear con la técnica adecuada a la vez que ganas seguridad y confianza, lo mejor es que contrates unas clases. Una o dos semanas de clases para comenzar es lo ideal, ya que no queremos que te satures. Es el tiempo suficiente para considerar si este deporte acuático va contigo y practicar las nociones básicas sin llegar a abrumarte.

¿Qué me puede aportar el surf?

Desde la distancia, puede parecer que el surf solo se disfruta cuando se es lo suficiente fuerte, fibroso y equilibrado para dominarlo. Estar en buena forma física es importante, pero no es determinante. La parte psicológica no debe ser subestimada. La autoconfianza, la actitud, el propio conocimiento de nuestro cuerpo y el nivel energético-emocional influyen no solo en nuestra capacidad para mantenernos en la tabla, sino en nuestro nivel de persistencia. Por tanto, la diferente evolución entre personas que empiezan en el mismo nivel no sólo va a estar marcada por la resistencia física, sino por el ánimo y gestión emocional que cada uno desarrolle durante la práctica de la actividad.

Dicho esto, el surf puede llegar a ser toda una herramienta de autoconocimiento, conduciéndonos a rincones oscuros de nuestra esencia nunca explorados. Como si de espejo se tratase, podemos adquirir consciencia de nuestros niveles de frustración, paciencia, automotivación y resiliencia.

En cuanto a la parte física, con el surf trabajamos prácticamente todos los músculos de nuestro cuerpo, además de la concentración y el equilibrio.

Normalmente, las condiciones del oleaje son más adecuadas por la mañana temprano, así que practicarlo al comienzo del día te permitirá relajar el cuerpo y disponer del tiempo para el resto de tus actividades vacacionales.
Normalmente, las condiciones del oleaje son más adecuadas por la mañana temprano. Por lo tanto, dispondrás del resto del día para el resto de ocio vacacional.

¿… y qué más?

Puede ser que el mero hecho de surfear no sea suficiente para tus vacaciones. Es probable que seas del tipo de viajero que además de practicar deporte necesite empaparse culturalmente de otros destinos. No te preocupes porque viajar para surfear hoy está muy en auge y hay miles de campamentos de surf distribuidos por las esquinas marinas más remotas del mundo.

Además, en estos centros se alojan personas de todos los rincones del globo, por lo que puedes enriquecer así tus relaciones culturales, haciendo amigos internacionales, y practicando idiomas y participando en actividades grupales. Por ejemplo, es muy común ponerse de acuerdo para realizar una excursión turística a la ciudad más cercana.

¿Dónde puedo aprender a surfear?

No existe el país o continente ideal para aprender a surfear, depende de tus preferencias y las fechas de tu disponibilidad. En contra del pensamiento general, septiembre y octubre suele ser temporada alta para surfear en España y Portugal.

Si quieres vivir una aventura más internacional, puedes probar en destinos más paradisíacos en los que existen multitud de campamentos de surf: Bali, Sri Lanka, Costa Rica, Australia, etc. A través de la web booksurfcamps puedes ojear las opciones que más se ajusten a tu perfil.

Por mi parte, os voy a dar unas pinceladas del destino en el que he tenido la oportunidad de iniciarme en el desfile de olas:

o Ericeira (Portugal)
Ericeira es un pueblo pintoresco de casitas de fachadas blancas y azules con 8 kilómetros de playa, a 35 kilómetros al noroeste del centro de Lisboa. Es la primera reserva de surf mundial en Europa y esto se refleja en el alma de un pueblo que no ha sucumbido a la explotación urbanística.

Las playas se adaptan a todo tipo de veraneantes. Puedes encontrarlas más tranquilas para los que van buscando el relax y baño usual hasta las bahías más bravas, en las que el mar se parcela para acoger a un desfile continuo de surferos que entran y salen del agua.

Que Ericeira sea una de las ciudades preferidas para los principiantes de surf no eclipsa el resto de los encantos de esta región. Pasear desde los acantilados, descubrir descubrir nuevas bahías desde los acantilados, tomar un helado en su plaza principal, disfrutar de una copa con música en directo y deleitarse con el espectacular atardecer adornado con el graznido de las gaviotas de fondo son una muestra mínima de todo lo que puedes vivir en Ericeira.

¿Esto te sabe a poco? Vale, si tienes apetito turístico que saciar siempre puedes tomar un bus o alquilar un coche para acercarte a Lisboa o Sintra. En tan sólo media hora podrás disfrutar de la cultura de Lisboa, la segunda ciudad más vieja de Europa. En caso de que desees continuar con tu ritmo relajado y perderte entre castillos de cuento, Sintra te espera a 23 kilómetros con el Palacio da Pena y los jardines mágicos de Quinta Da Regaleira.

Suena bien, ¿verdad?

Si se te ha despertado el gusanillo por este deporte, ¿por qué no le das una oportunidad? Recuerda que son muchas las habilidades que puedes desarrollar y las aventuras que te esperan.

¿Estás deseando ir a un campamento de surf tus amigos ya tienen planes? No te preocupes. La mayoría de los huéspedes suelen ser personas que viajan solas para precisamente estar más abiertos a nuevas experiencias. Así que deja las excusas en casa y disfruta de lo que este ejercicio tan completo tiene que ofrecerte.

Que la fuerza de las olas te acompañe 😉


4.33 - 3 votos

Patrocinado